Esquiva al verano en las bodegas

Valladolid tiene fama de extremos en cuanto al tiempo, pero lo que muchos no saben es el secreto que oculta bajo la tierra. Tras una puerta de madera, con una llave que pesa más que tu teléfono, te esperan unas escaleras estrechas que parecen bajar hasta el centro de la tierra.

Y en el último escalón lo descubres, un pequeño remanso de paz, de silencio, tradición y mimo al proceso de la uva. El que haya visitado alguna bodega subterránea sabe de lo que hablamos. La magia que desprende cautiva a propios y extraños. Y la temperatura fresca y constante permite a los vinos madurar y evolucionar.

Si aún no has vivido la experiencia te proponemos un plan único para descubrir tu esencia de vino y saber si eres Roble, Crianza, Reserva, Pago o de autor. Pide información en la web o ve a la agencia de viajes para reservar una escapada el primer fin de semana de junio.

 

Leer más

El Concurso Mundial de Bruselas reconoce la calidad de los vinos de las DO Ribera de Duero, Rueda y Cigales

Que Valladolid es tierra de vinos no es ningún secreto, como tampoco lo es su calidad, pero que un certamen internacional como el Concurso Mundial de Bruselas deje más de un centenar de medallas en las denominaciones de origen de la provincia es un reconocimiento de agradecer, porque apoya la labor y el trabajo bien hecho de muchas personas.

Los más de 300 catadores que participaron en la última edición, celebrada en Valladolid el pasado mayo, respaldaron con sus valoraciones el auge de una tradición que nos viene de antiguo. Obtuvieron la Gran Medalla de Oro, el máximo galardón,  Yllera Verdejo Vendimia Nocturna 2016 (Rueda), Alfredo Santamaría 2013 y Lezcano – Lacalle 2012  (Cigales), Arzuaga Reserva Especial 2011 y Cardela 2014 (Ribera de Duero), premios a los que debemos sumar en la Denominación de Origen Rueda 13 medallas de oro y 16 de plata, en Cigales 8 medallas de oro y 3 de medallas de plata; y en Ribera de Duero 31 medallas de oro y 52 de plata.

Vinos de siempre y nuevas apuestas, con variedad para todo tipo de paladares que auguran buen futuro al sector vitivinícola de la región y aseguran una experiencia  para los amantes de la enología. Experiencias que no se quedan en el disfrute de una copa de vino, sino que abarcan todo el proceso de la uva y la producción del vino, que harán las delicias de los enamorados del enoturismo. Valladolid fue capital mundial del vino por unos días, pero los viñedos que pueblan su provincia aún tienen mucho que decir.

 

Leer más

Pueblos del vino, provincia de Valladolid, enoturismo, Luis da Silva Costa.

Viaje por los sentidos

Queremos proponerte un viaje para los sentidos, para no pensar y dejarse llevar poPueblos del vino, provincia de Valladolid, enoturismo, Luis da Silva Costa.r el tacto, la vista, el oído, el olfato y el gusto, no puede faltar el gusto. El viernes llegas a tu hotel, te olvidas del coche, te acomodas, descansas de la semana y al día siguiente un autobús te recoge para dejar que el olor en el Museo del Vino de Peñafiel te embargue y te lleve a la siguiente parada, una bodega de Ribera de Duero y una degustación de sus vinos.

No termina aquí el festín para el gusto, y es que un restaurante de la zona te espera con un menú típico. No olvidamos el oído, con el zumbido de una colmena en plena actividad, donde conocerás como trabajan las abejas para elaborar la miel, su más preciado manjar.

La vista a una bodega de la Ruta del Vino de Cigales y la degustación de sus vinos marca el final de la jornada, el autobús te dejará en el punto de recogida y tu hotel te espera con todas las comodidades para que te relajes un poquito más.

La jornada del domingo empieza con un deleite para la vista, el autobús no viaja en el tiempo, pero te lleva a la época romana, al Museo de la Villas Romanas de Almenara Adaja- Puras y continúa en el siglo XV con la visita guiada a la Villa de las Ferias de Medina del Campo. Volvemos al siglo XX para darnos un último gustazo, la visita a una bodega de la Ruta del Vino de Rueda para degustar el verdejo y un menú típico en un restaurante de la zona.

¿Te apuntas? Lo tienes fácil, habla con tu agencia de viajes o rellena nuestro formulario de contacto. Tus sentidos te esperan.

Leer más

Pueblos del vino, provincia de Valladolid, enoturismo, Amable González.

El mejor regalo para Mamá es dejarse llevar

Pueblos del vino, provincia de Valladolid, enoturismo, Amable González.

 

Siempre lo tiene todo a punto, se preocupa por todo y por todos, ¡es horade regalarle un poco de descanso! Los paquetes de enoturismo de Valladolid
Esencia de Vino son el regalo perfecto para ella.

 

Un fin de semana descubriendo las Denominaciones de Origen de Cigales, Ribera de Duero y Rueda, aprovechando para conocer los vinos y los paisajes de la provincia y disfrutar de experiencias únicas como conocer el proceso de elaboración de la miel y la actividad de las abejas en la colmena.

Elige la esencia que la caracterice y del 12 al 14 de mayo no tendrá que preocuparse nada. El sábado podrá conocer el Museo Provincial del Vino y el Castillo de Peñafiel, además de una bodega de la Ribera de Duero. Después de almorzar en un restaurante de la zona podrá descubrir un gran espectáculo de la naturaleza, la actividad de las abejas en una colmena y para cerrar el día una degustación de vinos rosados en una Bodega de Cigales.

El domingo podrá hacer un viaje al pasado con la visita al Museo de las Villas Romanas de Almenara Adaja –Puras y la visita guiada a la Villa de Ferias: Medina del Campo. No podía faltar la visita a una Bodega de la Ruta del Vino de Rueda para degustar el verdejo y, para terminar, un menú típico en un restaurante de la zona.

Regala enoturismo y un fin de semana sin estar pendientes de reservas, aparcar el coche o elegir el mejor restaurante, sólo dejándose llevar.

Leer más

Descubre la primavera en Valladolid

La provincia de Valladolid se llena de color en primavera. Al amarillo verdoso de los blancos de Rueda, el rosado de sus Cigales y los distintos rojos de la Ribera de Duero se suma en esta estación el espectacular verde de los campos de trigo y cebada.Del 7 al 9 de abril tienes una oportunidad para disfrutarlo con la ruta de enoturismo que te proponemos. Encuentra tu esencia en nuestras rutas: Roble, Crianza, Reserva, Pagos o de Autor y vive una experiencia única con visitas a bodegas en nuestras denominaciones de origen, acompañado además de un acercamiento a la cultura y gastronomía. Una inmersión en la época romana, degustaciones de vino y otros manjares, conocer un poco más de la historia del vino y la provincia y ¡hasta mancharse las manos de harina!

Pueblos del vino, provincia de Valladolid, enoturismo, Bodegas Prado Rey, Rosa Bescós.

El recorrido comienza el sábado 8 con el Museo de las Villas Romanas de Almenara Adaja – Puras, la visita a una bodega de Rueda y una degustación de Verdejo para continuar con un taller de repostería típica en Matapozuelos. Tras la comida en un restaurante de la zona la jornada continúa con la visita a una bodega de Cigales y degustación de Rosados para terminar con la visita al Monasterio Cisterciense de Santa María de Palazuelos.

La jornada del domingo arranca con la visita al Museo Provincial del Vino y el Castillo de Peñafiel y continúa en una bodega de Ribera de Duero con una degustación de tintos para terminar con un menú típico en uno de los restaurantes de la zona.

 

Un plan que puedes reservar ya mismo para disfrutar por tu cuenta, con tu pareja o en grupo de amigos. En Valladolid somos 100% vino y queremos compartirlo contigo.


Viernes 7 de abril

Llegada a los alojamientos

Sábado 8 de abril

Visita del Museo de las Villas Romanas de Almenara Adaja- Puras

Visita a una Bodega de la Ruta del Vino de Rueda y desgustación de Verdejo

Taller de repostería típica en Matapozuelos

Almuerzo en un restaurante de la zona

Visita a una Bodega de la Ruta del Vino Cigales y degustación de Rosados.

Visita al Monasterio Cisterciense de Santa María de Palazuelos

Domingo 9 de abril

Visita al Museo Provincial del Vino y Castillo de Peñafiel.

Visita a una Bodega de la Ruta del Vino Ribera de Duero y degustación de Tinto

Almuerzo. Menú típico en un restaurante de la zona.

Leer más

Vino y salud

Esa ‘copita de vino las comidas’ que recomiendan muchos médicos a sus pacientes está plenamente justificada. El vino (sobre todo el tinto) contiene propiedades beneficiosas para la salud en multitud de aspectos. Son muchos los estudios científicos que se han llevado a cabo para determinar qué nos aporta un producto que en Valladolid, afortunadamente, cuenta con una calidad excepcional.

¿Y en qué nos beneficia el vino? La lista de ventajas que podemos disfrutar bebiendo un vaso de vino al día (el secreto, como casi en todo, es actuar con moderación) es larga. Mucho. Os resumimos algunas de ellas.

Previene de enfermedades cardiovasculares. Los estudios científicos aseguran que el consumo del vino reduce la posibilidad de sufrir enfermedades coronarias en el futuro, siempre que se haga en una proporción adecuada y de manera regular. Entre sus propiedades, la de reducir el colesterol ‘malo’ y aumentar el ‘bueno’ de nuestro organismo. El vino previene la aparición de arteriosclerosis y ayuda también a equilibrar la presión arterial.

Controla la grasa en el organismo. El Instituto Tecnológico de Massachusetts llevó a cabo otro estudio con el que determinó que el consumo de vino tinto activaba la función de un gen que evitaba la formación de nuevas células de grasa y movilizaba las que ya existían. El vino ayuda, así, a reducir el sobrepeso y la obesidad.

Elimina las bacterias bucales. Esta bebida contiene compuestos que detienen la aparición de las bacterias que provocan la caries. También es un buen aliado a la hora de parar otras afecciones como la gingivitis. Por cierto, que además, si lo tomamos durante la comida, el vino permite percibir mejor los los sabores que cuando bebemos agua. Su capacidad astringente nos hace degustar y disfrutar mejor los alimentos.

Reduce el riesgo de padecer determinados tipos de cáncer. Varios estudios realizados por todo el mundo ponen de manifiesto la eficacia que tienen los polifenoles del vino a la hora de combatir el cáncer de piel. El consumo habitual del vino también reduce en más de la mitad los diagnósticos de cáncer de próstata a partir de los 40 años.

Es un protector neuronal que evita la aparición de la enfermedad de Alzheimer. Entre los elementos que se encuentran en el vino tinto aparece el reveratrol, que tiene capacidad neuroprotectora y favorece la detención de este mal que sufren millones de personas en todo el mundo.

Y mucho más. El vino posee efectos anticoagulantes y reduce el riesgo de sufrir trombos. También reduce la formación de cálculos renales y ayuda a paliar los efectos nocivos que tiene el tabaco sobre el organismo.

Podríamos seguir durante más tiempo para continuar repasando todos los beneficios que podemos encontrar en el vino. Una fuente de salud con infinidad de propiedades que nos ayudan a disfrutar de una vida mas sana y mejor. Siempre, claro, en la dosis justa.

Y ahora, ¿os apetece una copa de vino?

Leer más

Enoturismo en Valladolid: solo, en pareja o con amigos

Solo, en pareja o en multitud. Si quieres visitar y conocer una bodega por dentro, las posibilidades para hacerlo, al menos en lo que respecta a la provincia de Valladolid, son más que variadas. El mundo del vino se encuentra en constante transformación y el sector ligado al turismo también busca fórmulas novedosas con las que acercarse a un público que desea dejarse tentar por escapadas y experiencias diferentes. Si juntamos los dos términos y buscamos más allá de la mera visita que podemos hacer a una bodega, encontramos fórmulas que se escapan de lo convencional y nos ofrecen la posibilidad de acercarnos a ellas de manera distinta.

Solos
‘Enotumismo’ es el original concepto que han encontrado los empresarios que han puesto en marcha estas visitas para solteros a bodegas de varias denominaciones de origen de nuestro país, incluida la de la Ribera del Duero. El denominado público ‘single’, esto es, las personas sin ataduras de pareja que organizan sus vidas de manera individual, son los destinatarios de esta iniciativa en la que están invitados a disfrutar de una visita en la que, además, pueden conocer a un buen puñado de personas que viven la vida solos, como ellos.

De despedida
Muchas bodegas también han visto la oportunidad de abrirse a celebraciones que, como las despedidas de soltero, unen a amigos con ganas de diversión y planes alejados de los más convencionales. Reunir a los más cercanos en torno a barricas y vides y aprender los fundamentos de una cata mientras se festeja el final de la soltería es algo cada vez más habitual. Y en bodegas como esta está la prueba.

Recién casados
Y si una bodega puede convertirse en el mejor lugar para celebrar una inminente boda con los amigos, también puede ser el escenario propicio para que los futuros marido y mujer posen ante las cámaras y queden retratados en un momento tan especial para ellos. Esta bodega de la Ribera del Duero ofrece precisamente esa posibilidad, que los novios realicen allí el reportaje fotográfico previo al enlace. El enclave y el recuerdo lo merece.

Leer más

Ideas para disfrutar del turismo activo en Valladolid

Valladolid es tierra de vino, eso lo tenemos claro, y más en un espacio como este donde os invitamos a conocer este elemento desde multitud de puntos de vista diferentes. Visitar la provincia para perderse entre sus viñedos y conocer el interior de las bodegas donde se elaboran caldos reconocidos internacionalmente es una opción de ocio en casi cualquier época del año.

Conocer desde este punto de vista nuestra tierra cuenta con indudables atractivos para que la visita merezca la pena por sí sola. Pero siempre hay una posibilidad de complementar esa aventura enológica con algunos de los planes de turismo activo que pueden disfrutarse en la provincia.

El contacto con la naturaleza y las actividades al aire libre que nos saquen durante un tiempo de la vida urbanita son un valor para un cada vez mayor número de turistas, encantados con la posibilidad de afrontar una escapada perfecta para la salud mental y también para la física.

La provincia cuenta con varios centros ecuestres que nos abren la puerta a realizar una ruta a caballo por algunos de sus enclaves más característicos. Desde ellos, además, estaremos perfectamente situados para conocer las zonas más representativas de Valladolid dedicadas a la elaboración del vino. Estos centros se encuentran, por ejemplo, en Cabezón de Pisuerga y Mucientes, en plena Ruta del Vino de Cigales; en Curiel de Duero, en la Ribera del Duero, o en Olmedo, localidad enclavada en medio de la Denominación de Origen Rueda.

Si preferimos la bici al caballo, siempre tendremos la posibilidad de rodar por senderos vallisoletanos y recorrer las riberas de los ríos Duero y Esgueva. Y si lo nuestro es el senderismo, aquí os proponemos también ideas para un plan activo por nuestra provincia.

Pero, como nada mejor que tomar algo de perspectiva para conocer de verdad algo, os invitamos también a contemplar Valladolid desde el aire. Subir a un globo y dejarse llevar por encima de nuestra tierra puede ser también un complemento idóneo a un viaje que nos permita conocer nuestra provincia de una manera diferente. Os invitamos a disfrutarla de la manera que más os seduzca. Pero, por supuesto, con una copa de vino.

 

Leer más

Enredados en el mundo del vino

Las Denominaciones de Origen de Ribera del Duero y de Rueda lanzaron una campaña conjunta en Estados Unidos para promocionar sus vinos y lograr una mayor visibilidad en un mercado de tanta relevancia. Esta apuesta, lanzada bajo el nombre de Si. What’s Next! ha conseguido, al margen de la respuesta del público, el aplauso de los profesionales de la comunicación. De hecho, la campaña logró la nominación en la categoría de Identidad y Branding de los Innovation + Insight Sabre Awards North America, galardones que reconocen las mejores campañas de marketing y de relaciones públicas realizadas en Estados Unidos y Canadá. En el caso de la acción de estas dos denominaciones de origen, a la página web en la que unen fuerzas se suma la acción que llevan a cabo en las redes sociales.

Es en ese terreno de Internet y de las redes sociales donde el mundo del vino está encontrando un importante escaparate para encontrarse con su público y donde nosotros, claro, tenemos una ventana abierta para acercarnos a la labor de bodegas, denominaciones de origen y cualquier otro protagonista del sector.

En este post os invitamos a acercaros a los vinos de nuestra tierra desde esta perspectiva virtual desde la que os será más fácil asomaros a todo lo que, luego, podréis encontrar en una visita a tierras vallisoletanas.

Si tenéis Facebook, no dejéis de seguir as páginas de las principales denominaciones de origen y rutas del vino enclavadas en la provincia. En esta red podréis seguir la actualidad de cuanto ocurre en la Ribera del Duero, en las rutas del vino de Rueda o Cigales o en las denominaciones de Toro o de Tierra de León. También en Twitter podéis seguir sus actualizaciones diarias y no perder detalle de su día a día.

Estas redes, así, son una fantástica forma de aproximarnos al mundo del vino que en Valladolid forma parte de su más profunda identidad y que alcanza todos los ámbitos imaginables, también el virtual.

Un último consejo: además de conocer este mundo a través de las redes, no dejéis la posibilidad de acercaros a él también en persona. En Valladolid os esperan con los brazos abiertos.

Leer más

Vinos sobre ruedas

Aunque en nuestro país han vivido en los últimos años un auge descomunal, el origen de los food trucks, estas camionetas preparadas para cocinar y que pueden ofrecernos comida en cualquier momento y lugar, está mucho más lejano en el tiempo. Para encontrarlo nos tendríamos que ir a mediados del siglo XIX, y a Texas, en concreto, donde los vaqueros que cuidaban a sus reses debían desplazarse en un territorio gigantesco que les obligaba a pasar grandes temporadas en zonas aisladas y con difícil acceso. La solución para alimentar a sus desperdigados trabajadores la encontró un ganadero, que habilitó un viejo vagón de tren para que cocinaran en él y pudieran guardar en él alimentos en conserva. Años después el invento se extendería a las grandes ciudades norteamericanas que crecían en aquellos momentos y en las que se apiñaban ejércitos de trabajadores.

Las cosas han cambiado mucho desde entonces. En los últimos años, los food trucks han vuelto a despegar. Los hemos visto en el cine y en programas de televisión que nos han enseñado el trabajo de los chefs para sacar todo el máximo partido a su reducidísimo espacio de trabajo. Y se han convertido en pequeños y móviles espacios en los que disfrutar de verdaderos manjares, cocina ‘gourmet’ que atrae cada vez más a más gente dispuesta a acercarse a la gastronomía de manera diferente.

Ya en 2015, la primera edición del Valladolid Food Truck Festival convirtió la capital vallisoletana en capital de este emergente negocio. Para la segunda edición, que ya se anuncia para dentro de unos meses, lanzamos una idea que ya hemos visto en México y que no puede tener mejor réplica que en Valladolid, tierra donde el vino forma parte de su misma esencia. El Food Truck & Wine Music Fest, que se celebró en el país azteca hace unos meses, proponía mezclar el componente gastronómico propio de estos espacios rodantes con los mejores caldos de la región en un maridaje perfecto para los asistentes. Valladolid, donde conviven hasta cinco denominaciones de origen diferentes con vinos bien distintos, sería, sin duda, un gran enclave para una experiencia de esta naturaleza. Mientras eso llega, podemos por supuesto disfrutar, sin food trucks de por medio, de todo el vino y todos los tesoros que esta provincia nos puede ofrecer.

Leer más

Suscríbete a Pueblos del Vino